La “Batalla de los Puentes”: La gran derrota gringa

REComendados

Con la frase de Juan Guaidó: “todas las opciones están sobre la mesa”, repitiendo lo que dijo Donald Trump, comenzó la jornada del 23 de febrero de 2019 en una de las fronteras más calientes pero a la vez más ricas en intercambio comercial, cultural e histórico, como es la frontera entre Táchira (Venezuela) y Cúcuta (Colombia), donde se desarrolló un episodio que marcó un antes y después en la ya complicada relación diplomática entre estos países hermanos.

Lo que muchos no recuerdan, o simplemente no quieren hacerlo, es que ese era sólo uno de los puntos donde la llamada “Ayuda Humanitaria” debía ingresar a territorio venezolano; Cúcuta era el epicentro mediático y político, mientras la frontera Brasil-Venezuela en Pacaraima, los Puertos de La Guaira y Puerto Cabello y finalmente Curazao, eran los puntos estratégicos para tal fin.

Sin embargo ni por Colombia, ni por Brasil ni por el mar, lograron hacerla entrar a suelo bolivariano, lo que hubo fue una flagrante violación a cualquier convención internacional, a cualquier acuerdo diplomático y en cualquier otro caso, pudo haber sido una declaración de guerra contra Venezuela por parte de Colombia, las islas holandesas, Brasil y los Estados Unidos (EE.UU.).

  • Cuatro puentes

Simón Bolívar, Tienditas, Unión y Santander. De un lado Táchira, las ciudades de San Antonio, La Fría y Ureña, del otro lado el Norte de Santander, con la ciudad de Cúcuta, donde se llevaron a cabo dos conciertos: Del lado colombiano, el empresario británico Richard Branson, con apoyo del gobierno colombiano el «Venezuela Aid Live». Mientras que del lado venezolano, el gobierno de Maduro brindaba el «Hands off Venezuela» (Quita las manos de Venezuela).

  • Varios flancos

Armados, mediáticos, psicológicos, diplomáticos, territoriales. El mismísimo embajador estadounidense en Colombia, Kevin Whitaker, dirigía las operaciones y por el lado venezolano Freddy Bernal, protector del Táchira.

  • Fuerzas Armadas

Mientras se esperaba el descalabro en el mando de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) de Venezuela, producto de la presión política y mediática, los efectivos de la FANB se mantuvieron firmes defendiendo la soberanía. Entretanto del lado colombiano, las fuerzas armadas, defendían al grupo de “guarimberos” quienes auspiciados por la derecha, generaron violencia y destrucción, sobre todo del lado colombiano.

  • Desertores

Bajo la mirada de los periodistas del mundo que se concentraron en la frontera, se realizó un “falso positivo” donde 3 militares venezolanos arrollaron a un grupo de personas del lado venezolano, incluyendo a una periodista chilena que cubría la situación. Posteriormente un grupo de uniformados venezolanos, se pasaron al lado colombiano desertando de las filas bolivarianas, siendo recibidos del lado colombiano como “héroes” y con el tiempo fueron abandonados en Cúcuta sin trabajo ni apoyo de ningún tipo.

  • La quema

Presuntamente un camión con productos enviados por EE.UU. explotó en el lado colombiano, generando una matriz de opinión mundial que acusaba a Nicolás Maduro por crímenes de lesa humanidad al mandar a “quemar” la supuesta ayuda humanitaria. Esta versión fue desmentida por el diario estadounidense The New York Times, que publicó pruebas audiovisuales, que señalaban que el camión fue quemado “Accidentalmente” por los mismos grupos guarimberos afectos a Guaidó.

  • Las cifras

Freddy Bernal, comandante de las operaciones de resguardo y seguridad en el territorio venezolano, indicó que hubo 42 heridos, cifra que fue inflada irresponsablemente a 285 por el Canciller Colombiano, Carlos Holmes Trujillo.

  • Momentos épicos

  1. Circularon imágenes con presuntas caravanas de camiones cargados de “Ayuda Humanitaria” en camino hacia los puentes.
  2. Juan Guaidó aparece montado en un camión, supuestamente del lado venezolano.
  3. Al final del día se demostró que la ayuda humanitaria, nunca entró.

La llamada “Batalla de los Puentes” evidenció el respaldo mayoritario del pueblo venezolano al Presidente Constitucional Nicolás Maduro, la poca capacidad de maniobra de los enemigos de la Revolución Bolivariana, la nula credibilidad de Juan Guaidó y toda la dirigencia opositora, que encabezó la invasión a territorio venezolano y finalmente el fracaso absoluto del gobierno de los EE.UU. en su afán de interponerse en los asuntos internos de Venezuela por la vía de la violencia o intervención armada; una vez más David (Pueblo) vence a Goliat (Imperialismo).

 

Artículo anteriorBatallas que son puentes
Artículo siguienteChávez y la juventud
- Publicidad -
- Publicidad -

Últimos Artículos

Presidente Maduro fijó líneas de acción para renovación del PSUV

El presidente de la República, Nicolás Maduro, anunció las 3 líneas de acción para la renovación del liderazgo de...

Rusia y Corea del Norte ampliarán sus relaciones bilaterales

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, y su homólogo de Corea del Norte, Kim Jong-un, expresaron su interés de ampliar las relaciones bilaterales. A través...

Brasileños se movilizarán contra políticas gubernamentales de Bolsonaro

A solo meses de finalizar su Gobierno, Movimientos populares y organizaciones sociales de Brasil se movilizarán contra las políticas gubernamentales de Jair Bolsonaro. En rechazo...

Gobierno de Ecuador responsabilizó a bandas delictivas del atentado en Guayaquil

El Gobierno de Ecuador autorizó este lunes a las fuerzas de seguridad de la ciudad de Guayaquil realizar inspecciones y requisas en viviendas, tras...

Extinguen incendio registrado en depósito del Ministerio de Salud

El vicepresidente sectorial para la Seguridad Ciudadana, Remigio Ceballos, informó que el Cuerpo de Bomberos del Distrito Capital controló el incendio registrado la mañana...
- Publicidad -

Artículos Relacionados

- Advertisement -