Investigación revela que la gran banca internacional es una “enorme lavadora”

REComendados

Las costuras del modelo de acumulación capitalista y su doble moral comienzan a verse por todas partes. Un informe elaborado recientemente por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por su sigla en inglés) ha revelado que la gran banca de los países desarrollados opera como una “enorme lavadora” del narcotráfico.

“El lucro de las mortales guerras contra las drogas, las fortunas desviadas desde países en desarrollo y los ahorros ganados con esfuerzo y robados en esquemas Ponzi, han podido entrar y salir de esas instituciones pese a las advertencias de los propios empleados de los bancos”, según refleja la pesquisa realizada por 108 medios de 88 países.

Drogas y estafas

Este trabajo se llevó a cabo partir de más de 2 mil documentos confidenciales del gobierno de Estados Unidos, que “se filtraron”. Así se pudo conocer cómo algunos de los mayores bancos del mundo se hicieron de la vista gorda, permitiendo transferencias multimillonarias de dineros mal habidos. Los documentos señalan transacciones por 2 billones de dólares entre 1999 y 2017.        

Esto confirma lo que ha sido un secreto a voces, desde hace mucho tiempo, especialmente en el tema del narcotráfico: que la denominada economía subterránea o ilegal alimenta y retroalimenta a la economía formal, cada vez con mayor normalidad y en sumas más grandes. Las drogas son un gran negocio y el mundo desarrollado con sus “prestigiosas” instituciones son los principales beneficiarios de una actividad tan sangrienta como perjudicial.

Esta situación también confirma las advertencias hechas por el analista norteamericano, Noam Chomsky, quien ha señalado reiterativamente que en materia de drogas, la mejor política es la prevención y la terapia. Dado que la represión sólo alimenta el gasto armamentista y hace de esta actividad algo tan lucrativo.

En esta investigación resaltan cinco grandes bancos (JPMorgan Chase, HSBC, Standard Chartered, Deutsche Bank y Bank of New York Mellon). A todos se les acusa de movilizar activos de supuestos delincuentes. Incluso después de que hubieran sido procesados o condenados por delitos financieros.

“También saqueamos” 

También llama la atención que estas grandes entidades de tanto “prestigio”, así como se prestan para procesar fondos de la estafa y el narcotráfico, tampoco sienten demasiados problemas cuando se trata de dineros públicos obtenidos a través del despojo.

En este sentido, destaca el gigante JPMorgan. Esta institución financiera transfirió dinero para personas y empresas vinculadas al saqueo masivo de fondos públicos en Malasia, Venezuela y Ucrania.

El análisis del ICIJ mostró además que el JPMorgan procesó más de 50 millones de dólares en pagos durante una década para Paul Manafort. Este ciudadano era el exjefe de campaña del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Todo queda en familia.

 


 

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Últimos Artículos

¡Se acabó!: Desconectarán granjas de minería cripto del SEN

Con el objetivo de "aliviar la crisis eléctrica que se ha generado con este servicio público" en varias regiones...
- Publicidad -spot_img

Artículos Relacionados

- Advertisement -spot_img