Ecuador continúa de pie contra políticas neoliberales de Guillermo Lasso

Ecuador continúa en llamas por décimo día consecutivo. Esto luego que la jornada de paro anunciada por la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie) se extendiera tras las detenciones arbitrarias;  persecuciones y torturas cometidas por los organismos de seguridad del Estado, comandados por el presidente Guillermo Lasso.

Las manifestaciones convocadas contra las políticas neoliberales del presidente Lasso, iniciaron con un pliego de peticiones que incluyen: la congelación y reducción de los precios de los combustibles, el control de precios y la paralización de las privatizaciones. Las cuales no han sido tomadas en cuenta por el Gobierno.

Respuesta de Lasso

Luego de perder el control de la ciudad de Quito, el presidente Lasso decretó el viernes estado de excepción por 30 días en las regiones más afectadas, en un intento por  garantizar la defensa de la capital.

Lasso: Hemos tendido la mano, hemos llamado al diálogo, pero ellos no quieren la paz. Ellos buscan el caos, quieren botar al presidente.

El resultado de la medida de “orden público”, que contempla la restricción del libre tránsito y permite el «uso progresivo de la fuerza» para «neutralizar las acciones violentas”; no ha servido para calmar los ánimos. Por el contrario se ha contabilizado 1 muerto, decenas de heridos y pérdidas materiales por la violencia policial reinante.

Un solo grito

Bajo la consigna “¡Fuera Lasso, fuera!” las protestas han trascendido las calles y tomaron las redes sociales, las mismas que jugaron un papel fundamental en el triunfo electoral de Guillermo Lasso. Con miles de reproducciones en vivo de las acciones de protestas, la ciudadanía se ha solidarizado con los movimientos sociales y sus demandas.

Ante estos nuevos acontecimientos que ratifican el rechazo del pueblo a Lasso y su gobierno, cobra fuerza la petición de revocatorio realizada por un grupo de electores, la cual se se encuentra en curso en el organismo electoral.


Fransay Riera: