La misión espacial china en Marte reporta asombrosos descubrimientos

La misión interplanetaria china de exploración de Marte fue llevada a cabo por primera vez en mayo de 2021. Esta ha alcanzado objetivos de mucha importancia y así se reporta desde la agencia espacial china CNSA, por su sigla en inglés.

Hace 5 días, el orbitador de Tianwen-1 había operado con normalidad durante más de 780 días y el explorador Zhurong había recorrido 1.921 metros de la superficie de Marte, añadió la CNSA.

El orbitador y el explorador de la sonda Tianwen-1 de China han completado las misiones de exploración científica contempladas y han adquirido 1.480 gigabytes de datos científicos sin procesar.

La sonda Tianwen-1 consta de un orbitador, un módulo de aterrizaje y un vehículo explorador. El 15 de mayo de 2021, se posó en su área de aterrizaje preseleccionada en Utopía Planitia. Esta es una vasta llanura marciana, con la que China arribó por primera vez una sonda al planeta.

Investigadores chinos realizaron un estudio integral de relieves típicos en la zona del arribo, incluyendo conos con cavidades, cráteres de impactos y surcos. Esto reveló un vínculo significativo entre la formación de crestas y actividad de agua.

A través de cámara y datos espectrales, los investigadores encontraron minerales en rocas de corteza dura como láminas cerca de la zona de estancia. El descubrimiento demostró que hubo muchas actividades con agua líquida en la zona de asentamiento desde hace mil millones de años.

Los investigadores también descubrieron que el suelo en la zona de estancia tiene resistencia de base masiva y bajos parámetros de fricción.

Toma fuerza la teoría que hubo un océano en Marte

Estos nuevos resultados revelan el efecto de las actividades eólicas e hídricas sobre la evolución geológica y los cambios ambientales en Marte. Esto apoya enérgicamente la hipótesis de que alguna vez hubo un océano en Marte. También enriquece el entendimiento científico humano de la evolución geológica y los cambios ambientales en Marte.

Además, los científicos utilizaron los datos de exploración de Tianwen-1 para obtener varios logros destacados. Entre ellos se cuenta la relación entre densidad de rocas en la superficie de Marte y grados de erosión de la superficie. Lo que significa movimientos propios de evolución de un planeta en desarrollo de vida.

Los chinos pretenden encontrar más pruebas de la existencia de agua o hielo en ese planeta. Así como llevar a cabo investigaciones sobre la composición material de la superficie de Marte o las características del clima; a diferencia de la pospuesta en varias oportunidades de la actividad en la NASA.


Eduardo Toro: