En tanda de penales se definió la final entre el Caracas Fútbol Club y Estudiantes de Mérida, con un score de 4 a 3 que en 90 minutos finalizó el marcador empatado 1 a 1, consagrando al equipo capitalino como campeones absolutos y alcanzando su doceava estrella.

“La gente estaba desesperada por títulos y había que tener paciencia. Hoy podemos iluminar con esta estrella al club”, dijo  el entrenador del rojo Noel “Chita” Sanvicente.

El club más laureado del fútbol venezolano, no tuvo precisamente un buen campeonato, estuvo lleno de inconvenientes, lesiones y demás problemas, pero aún así consiguieron el empuje para lograr vencer y llegar a la final.

Con casi 10 mil espectadores que estuvieron presentes en esta gran final que terminó en el Olímpico de la UCV, donde los académicos, dirigidos por Martín Brignani y apoyados en Jesús “Chiqui” Meza con su juego cuerpo a cuerpo, consolidaron el primer gol una jugada en el área y con remate en el minuto 42 abría el marcador.

Con el resultado 0-1 a favor del club andino, comenzó la segunda mitad y los muchachos de Sanvicente estaban determinados a triunfar para conseguir la estrella número 12 y la oportunidad del empate llegó al minuto 86 con una definición de Jesús Arrieta, quien la mandó a guardar tras un pase de Espinoza con un chute colado que venció al portero merideño para igualar el tablero.

En una tensa y excitante tanda de penales que comenzó pateando el Caracas y Richar Celis coronó el primero. Luego por Mérida, el turno fue para Cristian Flores, también lo logró. Daniel Saggiomo consiguió el segundo por los capitalinos, José Manrique hizo lo propio por los merideños. Le tocó el turno a Jorge Echeverría y consiguió el tanto, mientras que por los académicos el turno fue para Daniel Linares, quien pateó el balón por encima del travesaño abriendo las posibilidades para los rojos pero a Carlos “La Sombra” Espinoza, no se le dio el gol, su cobro fue de frente a Araque y este paró el tiro.

Por la visita, Williams Díaz logró convertir. Roberth Hernández tenía la misión de conseguir su gol para poner adelante a su equipo y lo realizó de manera esplendida. Por Estudiantes de Mérida para cerrar el turno fue para el portero Araque, quien chutó directo a su homólogo Alain Baroja y este detuvo el penal para iluminar con la nueva estrella del conjunto capitalino y convertirse en la figura del partido.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here