La derecha europea se llevó la mayor parte de los escaños del nuevo Parlamento Europeo, lo que termina con el bipartidismo, y ahora el Partido popular Español (PPE) obtuvo más representantes.

Luego de la celebración de las elecciones que se realizaron entre el 23 y 26 de mayo, el PPE obtuvo 179 diputados, 41 escaños menos que en 2014.

En segundo lugar quedó la Alianza Progresista de Socialista y Demócratas en el Parlamento Europeo (S&D) con 150 representantes, ambos sin conseguir la mayoría absoluta para tener el liderato del Parlamento, por lo que será necesario construir nuevas alianzas.

En tercer lugar, con 107 puestos llegó la Alianza de los Demócratas y Liberales por Europa, del partido del presidente de Francia, Emmanuel Macron.

El Grupo de los Verdes/Alianza Libre Europea aumentó su presencia en el Parlamento a 70 diputados, con 58 escaños se ubicó el grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos, al igual que Europa de las Naciones y de las Libertades.

Con 38 diputados estará presente el Grupo Confederal de la Izquierda Unitaria Europea/Izquierda Verde Nórdica y el Grupo Europa de la Libertad y de la Democracia Directa estará con 56 representantes.

El padre del prófugo Leopoldo López, Leopoldo López Gil, fue electo como eurodiputado por el Partido Popular (PP), que obtuvo unos 20 escaños del parlamento.

Estas elecciones contaron con una participación del 50 por ciento, y es considerada una de las más fragmentadas de la historia.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here