Este 7 de mayo, recordamos al maestro José Antonio Abreu, fundador del Sistema Nacional de Coro y Orquestas Juveniles e Infantiles de Venezuela y despedimos hace un año a sus 78 años.

El maestro Abreu nació un 7 de mayo de 1939 en Valera, estado Trujillo, y siempre se mostró afecto hacia la música. Por lo que a los 9 años inició sus estudios.

Llegó a Caracas en 1957, lugar en el que aprendió de los mejores, como el compositor Vicente Emilio Sojo, pianista Moisés Moleiro y Evencio Castellanos, quien le enseñó órgano y clavecín.

Durante su vida, utilizó la música como instrumento educativo para la liberación, transformación e inclusión social.

La educación artística hace que, además de la formación del intelecto, se forme el sentimiento moral, se forme la capacidad para apreciar lo estético, la belleza, a experimentar las emociones más elevadas del ser humano. Porque el arte es el esplendor del ser”, fueron palabras del maestro. 

 

Por lo que fundó en 1975 el Sistema para “sistematizar la instrucción y la práctica colectiva e individual de la música, a través de orquestas sinfónicas y coros, como instrumentos de organización social y de desarrollo humanístico”.

Siempre trabajó por incluir niños y jóvenes de bajos recursos para que a través de la música pudieran mejorar su calidad de vida.

Fue nombrado, en 1964 maestro compositor en la Escuela Superior de Música José Ángel Lama, en 2008 recibió el premio Príncipe de Asturias de las Artes y en 2013 condecorado con la orden del Mérito de Duarte, Sánchez y Mella, el cual fue entregado por el presidente de República Dominicana, Danilo Medina.

En 2016 destacado por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef, por su sigla en inglés).

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here