Según, Jerry Phillips, profesor de bioquímica en la Universidad de Colorado (EE.UU.), los auriculares inalámbricos, como los AirPods de Apple, pueden representar un serio riesgo para la salud de sus usuarios, Phillips manifiesta, que su colocación en el canal auditivo, expone los tejidos a niveles altos de radiación de radiofrecuencia.

“Mi preocupación por los AirPods es que su colocación en el canal auditivo expone los tejidos de la cabeza a niveles relativamente altos de radiación de radiofrecuencia”, señaló el experto, quien se refirió a tumores y otras condiciones asociadas con el funcionamiento anormal de las células como algunos de los riesgos potenciales.

Los peligros que podrían representar tales dispositivos, claro está, no se limitan al producto de Apple. De acuerdo con Phillips, los datos actuales plantean “preocupaciones potenciales para la salud humana en torno al desarrollo de todas las tecnologías que operan en frecuencias de radio”.

Su advertencia llega luego de que unos 250 médicos y científicos de más de 40 países, firmaran una petición a las Naciones Unidas y la Organización Mundial de la Salud, en la que expresan su “gran preocupación” por los usos del campo electromagnético no ionizante, que es el tipo de radiación emitida por dispositivos inalámbricos, incluidas las tecnologías de Bluetooth.

Según numerosas publicaciones científicas recientes, los campos electromagnéticos pueden provocar cáncer, trastornos neurológicos y daños al ADN. No todos los científicos comparten esas preocupaciones, Kenneth Foster, profesor de bioingeniería en la Universidad de Pensilvania (EE.UU.), asegura que combinar y analizar todas las investigaciones sobre los campos electromagnéticos se puede ver una ausencia clara de daños de cualquier índole.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here